Los talleres socioculturales 2013/14 del distrito San Pablo-Santa Justa ya han comenzado. El pasado lunes arrancaron los primeros y este miércoles continuará el carrusel de presentaciones en las que los monitores realizan la primera toma de contacto.

Según el concejal delegado del distrito San Pablo-Santa Justa, Jaime Ruiz, «siento una gran satisfacción por haber llegado a los 3.449 alumnos admitidos en los talleres para este año. Aunque tengo que lamentar que los 8 talleres nuevos surjan de los 8 que no han podido mantenerse por el escaso número de preinscripciones recibidas que en ningún caso superaron los 12 alumnos».

Este año hay varias novedades respecto a ediciones anteriores como la incorporación de talleres a dos barrios del distrito. Uno irá en la barriada de La Corza y se trata de un taller de Corte y Confección, el número 7, que se impartirá en la asociación de vecinos León Felipe los jueves de 17:00 a 20.00 horas.

El otro es el que se abre en la barriada de El Zodiaco, concretamente en la asociación de vecinos El Pueblo, que estrena taller de Corte y Confección los lunes de 10:00 a 13:00 horas.

También se ha ampliado el taller de Alemán y se ha creado uno nuevo de nivel Intermedio para los que comenzaron el año pasado en inicial puedan mejorar su nivel.

Otra de las novedades es la ampliación de los talleres de Corte y Confección y ya suman ocho repartidos entre la Parroquia de la Resurrección, la asociación de vecinos León Felipe de la Corza, el Centro Cívico San Pablo y la asociación de vecinos El Pueblo.

Lo mismo ocurre con los de Patrimonio Cultural, en los que se ha pasado de cinco a siete talleres. Los dos nuevos tendrán como base el Club Social Hábitat 71 y la asociación de vecinos Cruz de Malta.

El más solicitado es el taller de informática que suman 11 entre los de nivel inicial y los de intermedio. El Cibercentro Amanecer, el colegio Borbolla y la asociación de vecinos Raíces son los centros en los que se imparten estos cursos.

Otra de las novedades ha sido la de excluir del pago de la matrícula, 21,63 euros por todo el curso, a los que estén en situación de riesgo de exclusión social. Para esto último tienen que aportar un certificado de la Unidad de Trabajo Social. Tampoco tendrán que abonar la matrícula los mayores de 65 años ni los que tengan una discapacidad superior al 33%, como ya viene sucediendo en pasadas ediciones.

En San Pablo-Santa Justa los primeros en entregar su preinscripción tienen preferencia sobre los últimos, en el caso del que el taller alcance el número máximo de alumnos. Por eso, unos 150 solicitantes se han quedado en lista de espera pero tendrán su oportunidad de incorporarse a partir del próximo 11 de noviembre, cuando el distrito saque una lista con las plazas vacantes y los talleres que las ofrecen.

Antes, los coordinadores de taller habrán evaluado el nivel de asistencia a las clases y comprobarán cuántos alumnos han formalizado la matrícula antes del 6 de noviembre. Una vez pasada esta fecha quien no haya entregado la matrícula perderá su plaza en favor de las personas que están en lista de espera. Como suele pasar todos los años, hay personas que realizan preinscripción pero que luego no hacen la matrícula porque han cambiado de opinión. Todas esas plazas que quedan vacantes las oferta el distrito tanto para nuevos alumnos como para aquellos que quieran participar en dos talleres.