Los vecinos de la calle Tarso del Polígono de San Pablo tienen un nuevo motivo de alegría. En esta ocasión se trata del acondicionamiento que está realizando el distrito San Pablo-Santa Justa en los parterres de la calle Tarso. En una de las aceras, había una zona de albero que los vecinos han estado utilizando como aparcamiento desde que se construyó hace más de 40 años.

Según el delegado del distrito San Pablo-Santa Justa, Jaime Ruiz, «asumí con la asociación de vecinos Raíces el compromiso de adecentar la calle Tarso al ser la segunda arteria de unión entre el Barrio A del Polígono de San Pablo con Huerta de Santa Teresa. Máxime por el número de vehículos y vecinos que transitan por ella».

Este parterre ha sufrido el lógico deterioro con el paso del tiempo y en algunos tramos los vecinos ya no podían aparcar por las irregularidades del firme.

Desde la semana pasada, operarios de la empresa Martín Casillas, adjudicataria de la obra, se encuentran trabajando en la calle Tarso. Repartidos en dos equipos, los trabajadores están nivelando el terreno y echando zahorra Todo1 que compactarán con agua para que en el futuro se eviten los charcos cuando llueve.

De esta manera se van a habilitar más de 150 plazas de aparcamiento en buenas condiciones de uso muy necesarias para los vecinos de la zona. De hecho, el presidente de la asociación de vecinos Raíces, Juan Antonio Mesa, trasladó el temor de sus asociados al delegado del distrito ante los rumores que había en torno a esta obra que aseguraban que los aparcamientos se iban a sustituir por un acerado.

Según manifiesta Juan Antonio Mesa, «esta mejora me parece maravillosa. Cuando llovía era imposible aparcar aquí sin meterse en el barro. Ya era hora que se hiciera esta actuación porque está así desde que se construyó. Preferimos que se mantengan los aparcamientos antes que un acerado como nos plantearon. Agradecemos al delegado, Jaime Ruiz, los esfuerzos y el interés que está poniendo en embellecer la calle Tarso».

Y es que además del acondicionamiento de los aparcamientos se están realizando otras obras al mismo tiempo. En el paso de cebra que hay llegando a la calle Greco se ha rebajado la mediana y los bordillos por dónde cruzan las personas.

Además, se ha renovado la solería en la esquina de la Cruz del Campo, se han arreglado los alcorques y se han puesto losas de pana y de botón de color rojizo para que los ciegos sepan que entran o salen de un paso de cebra.

Pero esta no ha sido la única actuación que ha llevado a cabo el distrito San Pablo-Santa Justa en la calle Tarso. Hace tres semanas concluyeron las obras en la mediana que han cambiado totalmente la imagen de una de las calles con más tráfico rodado del Polígono de San Pablo.

Dónde antes había una mediana que era utilizada para aparcar los coches encima ahora hay un paño de césped artificial, nuevas palmeras y alcorques adornados con chino blanco. Además se trasplantaron seis ficus que había en la mediana y se llevaron al Parque Gran Vía porque en la calle Tarso no tenían futuro ninguno por la gran envergadura que alcanzan estos árboles.

También se renovó la solería del acerado de Tarso cercano a la plaza de las Meninas, enfrente del banco BBVA, y se colocaron losetas hexagonales en un tramo muy transitado por los peatones.