El colegio Virgen de la Esperanza ha acogido las II Jornadas de Puertas Abiertas de Centros Específicos de Educación Especial, convirtiéndose en el epicentro de la enseñanza para niños discapacitados. El objetivo de estas jornadas pasa por «compartir los conocimientos de los diferentes centros asistentes y los avances realizados en esta materia», según ha manifestado el director del Virgen de la Esperanza, Manuel Gaspar Pérez Revuelta.

Al acto ha acudido como máxima autoridad del Gobierno municipal el concejal delegado del Distrito San Pablo-Santa Justa, Jaime Ruiz. Para el delegado, «estos eventos son necesarios para seguir avanzando en materia de educación especial. El colegio Virgen de la Esperanza está haciendo un gran trabajo en este sentido y se ha convertido en un referente para la gran mayoría. Sus 50 años de historia y el buen hacer de su director, Pérez  Revuelta, y de su equipo, lo avalan», ha asegurado Ruiz.

En el calendario de actividades estaba contemplada la ponencia del doctor J.A. Conejero, «Rehabilitando en discapacidad neurológica infantil», del servicio de rehabilitación del hospital Virgen Macarena. Tras Conejero han intervenido Queti Liñán y Loreto Ledesma, tutoras de PTVAL, bajo el título «Transitando hacia la vida adulta aprendemos a ser».

María Isabel Álvarez, técnica de Unión Romaní, ha sido otra de las participantes, cuya charla ha girado en torno a «Nuestro huerto escolar ya está funcionando». Luego han intervenido Beatriz Barragán y Pilar Zarandieta, tutora y miembro del EOE especializado en TEA, respectivamente. La última ponencia la ha dado María Dolores Insa, monitora escolar del Virgen de la Esperanza, que ha versado en torno a «Otras actuaciones de interés: programa de autonomía, de apoyo escolar y de higiene».

La experiencia ha contado con la participación de diferentes centros de educación especial como el Virgen Macarena, Arco Auxilia o Mercedes San Román, entre otros. También han asistido representantes vecinales como José Pizarro, presidente de la Asociación de Vecinos León Felipe de La Corza; Modesto del Río, vicepresidente de la Asociación Cofrade El Perdón; representantes de la Asociación de Vecinos El Pueblo o Julio Prenda, presidente de la Asociación Anima Vitae.

Por parte de la Junta de Andalucía, aunque el Virgen de la Esperanza es el único colegio de Sevilla con titularidad municipal, estuvo el jefe de servicio de Orientación Educativa y Atención a la Diversidad, Manuel Vázquez.