La música de los villancicos se entremezclaron en el parque público Bordas La Rosaleda con la solidaridad de los vecinos. Gracias a las asociaciones de vecinos, entidades y particulares se reunieron 1.000 kilos de alimentos no perecederos destinados a Cáritas de la Parroquia San José Obrero, en el II Certamen de Villancicos organizado por el Distrito San Pablo-Santa Justa. Sigue leyendo en Sevilla Solidaria.