El portavoz municipal de Izquierda Unida, José Manuel García, ha felicitado este jueves al todas las personas que trabajan en el Centro de Educación Permanente de Adultos Polígono Sur, y en particular a su directora Ana García, por el Premio Internacional de Alfabetización ‘Confucio’ que la Unesco acaba de otorgarle a este proyecto por la labor que realiza en pro de la integración social y la erradicación de las desigualdades.

José Manuel García ha calificado de «magnífica noticia» la concesión de este galardón, que se suma al Premio Nacional Miguel Hernández que ya el Ministerio de Educación entregó a este centro público el pasado mes de junio. Ambas distinciones suponen, en palabras del portavoz de IU, «un reconocimiento más que merecido al encomiable trabajo que, día a día, desempeña un comprometido grupo de profesionales en pos de la transformación social de una de las zonas más desfavorecidas de Sevilla».

«En Izquierda Unida estamos muy contentos y orgullosos de que el nombre del Polígono Sur vaya a ser conocido por algo tan positivo e importante como es la consecución de este premio internacional de la Unesco», ha apuntado García. En su opinión, dicho reconocimiento constituye, por tanto, «una inyección de autoestima para los vecinos y para todas esas personas que diariamente luchan por mejorar este barrio».

Para García, no cabe duda de que el Centro de Adultos Polígono Sur es «un claro ejemplo de que, con esfuerzo y dedicación, se pueden cambiar las cosas por muy difíciles que parezcan» y de que la educación pública es una herramienta fundamental para avanzar siempre hacia la cohesión social y territorial.

De otro lado, la concesión de este galardón pone de relieve también el hecho de que en Sevilla, al contrario de lo que se pueda pensar, aún queda mucho camino por recorrer para acabar con el problema del analfabetismo. Y es que en la capital hispalense viven en estos momentos unos 34.000 ciudadanos que no saben leer ni escribir, «algo completamente intolerable en una sociedad del llamado Primer Mundo y en pleno siglo XXI».

«Izquierda Unida no quiso permanecer ajena ni indiferente a esta realidad», ha recordado García. Y, por eso, en el mandato anterior promovió desde el Gobierno local una iniciativa municipal inédita encaminada a eliminar esta lacra a través de la puesta en marcha del programa educativo Yo, sí puedo. Sin embargo, la llegada del PP a la Alcaldía, en junio de 2011, significó el fin de esta interesante experiencia que, en sus casi dos años de andadura, consiguió alfabetizar a más de un millar de personas y alcanzó además extraordinarios resultados en términos de inclusión social, tanto el en el Polígono Sur como en el resto de barrios donde se aplicó.

A juicio de García, reconocimientos como el que la Unesco acaba de otorgarle al Centro de Adultos Polígono Sur evidencian la necesidad de que el Gobierno de Zoido «deje de mirar a otro lado» y se implique, decididamente, en la lucha contra el analfabetismo. «Ya es hora de que el alcalde vaya más allá de la palabrería huera y de su retórica habitual y se comprometa, de una vez, con proyectos concretos que tengan entre sus objetivos el fin de este drama en nuestra ciudad», ha concluido.