En el debate sobre el distrito Sur, los grupos de la oposición se mostraron en desacuerdo con la exposición planteada por el delegado del distrito Sur, José Luis Gracía. La entidad vecinal Santa Genoveva-Tiro de Línea, el grupo socialista e Izquierda Unida reprocharon a García la mala gestión realizada en estos dos últimos años de gobierno.

En concreto, el portavoz de Izquierda Unida, Alejandro Massia Ramos, criticó el momento escogido para celebrar el debate sobre el estado del distrito Sur «nosostros tenemos que empezar criticando tanto el formato, como el método, como el momento escogido para celebrar este importante debate, ya que consideramos que no ha habido esfuerzo por difundir el encuentro y no se ha consensuado con las entidades la fecha para la realización de éste». También insistió en que los vecinos de la zona no están contentos con el trabajo del grupo popular «seguimos esperando algo de lo prometido en campaña, tenemos vandalismo, seguimos viendo a los gorrillas por nuestros barrios, hay falta de limpieza y no hemos visto que mejoren las cifras del paro como se aseguró».

Por su parte, María Luisa Pérez, presidenta de la asociación de vecinos Santa Genoveva-Tiro de Línea, utilizó su turno de palabra para decirle al delegado que desde su organización no habían percibido las mejoras mencionada en la exposición de García. «Me gustaría tener los datos por delante, si tu me lo cuentas tendré que creermelo, pero en mi barrio yo no he visualizado las mejoras». Además, destacó que hay muchas cosas pendientes por explicar, como por ejemplo las actuaciones que se van allevar a cabo en la piscina del Tiro de Línea «todavía no sabemos si se va a privatizar».

Asimismo, Jacinto Martínez, presidente de la asociación de vecinos Amigos de los Jardines de la Oliva, tomó la palabra para felicitar al distrito por este acontecimiento, pero señaló que era complicado analizar los dos años en tan poco tiempo y describió la etapa como «un periodo de luces y de sobras».

Todos las entidades y grupos políticos tuvieron su turno de palabra en esta sesión que finalizó con la visualización de un vídeo hecho por el distrito Sur de las actuaciones llevadas a cabo en los dos últimos años.

Beltrán Pérez se defiende de las críticas

El delegado de Participación Ciudadana y Coordinación de distritos, Beltrán Pérez, ha afirmado que «las críticas a los debates del estado de los distritos son consecuencia del desaliento de la oposición por el cumplimiento de las promesas electorales»; y ha añadido que «son fruto de la incapacidad de reconocer al gobierno ni un solo acierto»

Así, Pérez ha destacado que con estos debates «se ha cumplido un compromiso electoral, se han abierto nuevos espacios de debate al ciudadano y se ha potenciado el papel de las juntas municipales de distrito como plenos de barrio».

Con respecto al debate en el distrito Sur, Beltrán Pérez ha señalado que «en la intervención del delegado se puso de manifiesto que se hacen más actuaciones con menos dinero, que se han incrementado las subvenciones a asociaciones de vecinos bajo un procedimiento reglado de reparto de las mismas, se ofrecieron datos que daban cuenta con claridad de que se han cuadruplicado las actuaciones anuales en podas, en reparación de acerado y calzada, que se han triplicado las actuaciones en colegios y programas educativos»; y ha añadido que «quedó de manifiesto que se actúa en todos los barrios sin exclusión, y en alguno de ellos después de 30 años sin actuar».

El delegado ha recordado que «es sorprendente que la crítica venga del que ha sido 8 años delegado del distrito Sur, y durante ese tiempo no haya impulsado este debate ni en su distrito ni en el resto de distritos de la ciudad»; y ha resaltado que «llama la atención la literal coincidencia en los ataques con posicionamiento del PSOE, lo que hace sospechar que el pacto de Monteseirín y Torrijos nunca se ha roto y esa coalición continúa en la oposición, al calor del pacto de perdedores en la Junta de Andalucía».

Beltrán Pérez ha destacado que  «es curioso que hablen de falta de tiempo para el debate cuando el vocal de IU excedió todos los tiempos establecidos, acumulando un total de 14 minutos, un 20 por ciento del total de la duración del debate»; y ha indicado que «se olvidó de que los protagonistas son los vecinos, a los que se les ha reservado 80 de los 120 minutos, un 66% del total, con lo que el protagonismo ciudadano está garantizado».

Por último, el delegado ha manifestado que «el problema de Torrijos es un problema de protagonismo político insatisfecho, y en los debates el gobierno dispone del mismo tiempo que resto de grupos, aunque en el caso del distrito Sur quintuplica el número de vocales de IU».