Izquierda Unida propondrá en el próximo Pleno del Ayuntamiento de Sevilla que la Corporación Municipal exija al Gobierno central «modificaciones sustanciales» en su proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2015, al objeto de mejorar unas cuentas que, tal y como están concebidas, «suponen un nuevo frenazo a la reactivación económica de la ciudad».

Así lo ha anunciado este lunes el portavoz municipal de IU, José Manuel García, en una rueda de prensa que ha ofrecido en las inmediaciones del apeadero de Isla de la Cartuja para denunciar el «inaceptable olvido» que la ampliación de la red de Cercanías vuelve a sufrir en los PGE. Y es que en 2015 sólo se contemplan 175.000 euros para este proyecto, una cuantía que Izquierda Unida considera «insultante», sobre todo, si se compara con los 53,72 millones de euros en los que está presupuestada esta actuación.

En opinión de García, la ciudad de Sevilla no puede seguir esperando eternamente la prolongación del Cercanías desde La Cartuja hasta Torre Triana y Blas Infante, donde se prevé que enlace con el Metro. Por eso, en su moción al Pleno, la federación de izquierdas aboga por que el Ayuntamiento reclame al Gobierno central una inversión mínima de 15 millones de euros para impulsar así un proyecto fundamental que está llamado a mejorar notablemente la movilidad sostenible y a descongestionar de tráfico la zona.

Junto a esta reivindicación, IU apuesta también por incluir en los PGE un Plan Especial de Empleo para Andalucía, que permita reducir las dramáticas cifras de paro que asolan en estos momentos a la provincia y, muy especialmente a la capital hispalense, donde esta lacra afecta ya a cerca de 90.000 personas.

Igualmente, Izquierda Unida demanda fondos para garantizar la necesaria mejora de las conexiones ferroviarias con Cádiz y con Huelva-Faro; la ampliación del Metro, en colaboración con la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento; o el relanzamiento del Paso Territorial Norte como cierre de la SE-30.

No es la única partida, además, que IU propone para esta ronda de circunvalación; también plantea consignación para la colocación de barreras acústicas a la altura de La Plata, La Negrilla o Padre Pío y para solucionar los problemas existentes en el acceso a esta vía desde la barriada de La Música.

Del mismo modo, IU pide al Gobierno central que no se olvide más del Polígono Sur y que plasme en los PGE los fondos pertinentes para que en 2015 puedan empezar a ejecutarse, al fin, las obras de la Comisaría de Policía que tanto demandan los vecinos de esta zona desfavorecida de la ciudad. Y, ya por último, la federación de izquierdas solicita 2 millones de euros para la ampliación del Museo de Bellas Artes y otros 2,5 millones para la rehabilitación integral del Museo Arqueológico.

En sus declaraciones a los medios, García ha subrayado la necesidad de que, al margen de las enmiendas que cada fuerza política presente a los PGE, el Pleno del Ayuntamiento se pronuncie nítidamente en contra de unas cuentas que “a todas luces resultan insuficientes para sacar adelante los principales proyectos que el Gobierno central tiene pendientes en Sevilla”.

«Nosotros no queremos ni más ni menos de lo que nos corresponde», ha enfatizado García, quien ha asegurado que todavía estamos a tiempo de «rectificar» unos presupuestos que son «injustos con nuestra ciudad». No en vano, Sevilla vuelve a ser discriminada, al recibir una inversión de 174,4 euros por habitante, una cifra que se sitúa muy por debajo de la media del conjunto del país: 287,7 euros.

Finalmente, García ha exigido al alcalde, Juan Ignacio Zoido, que «deje de seguir siendo cómplice de este castigo a Sevilla» y que, al menos en su último año de mandato, «alce la voz ante sus jefes del PP en Madrid y reclame unas cuentas dignas y acordes con las necesidades de la ciudad».