El Plan Turístico de Sevilla prosigue en su desarrollo con la finalización de las obras del nuevo Centro Cerámica Triana, un nuevo recurso situado en las antiguas instalaciones de la fábrica Santa Ana que amplía y diversifica la oferta de la ciudad y servirá para articular nuevos itinerarios en torno al río Guadalquivir y a este barrio ribereño.

El consejero de Turismo y Comercio, Rafael Rodríguez, visitó este jueves el nuevo centro, que ha contado con un presupuesto de 4,2 millones de euros, financiados en un 60 por ciento por la Junta, y que se pondrá a disposición del Ayuntamiento de Sevilla para su apertura dentro un mes cuando acaben los trabajos de restauración de las piezas de la colección.

Según explicó Rafael Rodríguez, el Centro Cerámica Triana constituye «un importante recurso» que muy pronto estará al servicio de los ciudadanos y visitantes y que se emplaza en un barrio «que se sitúa en el corazón de las rutas turísticas de Sevilla y Andalucía».

En este sentido, señaló que en Triana «converge la mayoría de los nuevos productos desarrollados en el marco del plan turístico y que todos ellos toman como referencia al río». Así, se refirió al Centro Temático del Castillo de San Jorge o a los pantalanes de uso público instalados en la dársena del Guadalquivir para potenciar los flujos de visitantes (el producto denominado «Sígueme la corriente»).

En opinión de Rodríguez, la obra del Centro Cerámica «es un ejemplo de coordinación y eficacia en la ejecución, ya que ha cumplido tanto el calendario previsto como el presupuesto al ciento por cien» y refrenda que «este plan turístico está funcionando muy bien y obteniendo muy buenos resultados» como consecuencia de la colaboración y coordinación entre administraciones e iniciativa privada.

Colección y espacio expositivo

En el centro temático de la cerámica en Triana, construido en dos plantas, se expone la historia y tradición alfarera de Sevilla. Para su colección incluirá piezas de Cerámicas Santa Ana, Santa Clara, Pickman y Colección Carranza, junto con otras que llegarán procedentes de otros museos de España, según detalló el consejero.

Este espacio museístico también servirá como taller para realizar demostraciones en vivo de la producción de piezas artesanales de cerámica y acogerá el Centro de Interpretación de Triana, que proporcionará al visitante itinerarios turísticos por los recursos patrimoniales de este barrio y mostrará sus tradiciones, su historia y su vinculación con el río.

En la visita al nuevo centro, Rafael Rodríguez estuvo acompañado por la delegada de Cultura, Educación, Deportes y Juventud, María del Mar Sánchez Estrella; y por el presidente de la Comisión de Turismo de la Confederación de Empresarios de Sevilla (CES), Pedro Sánchez-Cuerda. También estuvieron presentes el gerente el Plan Turístico de Sevilla, Sotero Martín; la directora general de Comercio, María del Carmen Cantero; y la delegada territorial de Fomento, Vivienda, Turismo y Comercio, Granada Santos.

El Plan Turístico es una iniciativa de la Consejería y el Ayuntamiento, con el apoyo de la CES, que cuenta con un presupuesto de 22 millones de euros, el 60 por ciento de aportación autonómica. Tiene como objetivos «fortalecer la posición de la ciudad como destino urbano internacional, reforzar su competitividad, además de incrementar las pernoctaciones, la estancia y el gasto medio de los visitantes».