Después de 83 años enclavada en la calle Callao número 6, la emblemática Peña Trianera traslada su sede aunque sin salir del arrabal. Concretamente cambia el que ha sido su emplazamiento durante casi un siglo por otro situado muy cerca, frente a la Capilla de La O, en la calle Castilla número 43. El motivo no es otro que «una cuestión de economía», según ha explicado su presidente, Manuel Pérez. «La crisis nos ha afectado a todos, y la entidad no se ha podido mantener al margen. Ha habido un descenso importante en el número de los socios, y eso unido a que nosotros pagamos una renta de alquiler bastante importante, ha habido que tomar soluciones y la alternativa era mudarnos de sitio, muy a nuestro pesar», ha manifestado.

La Peña Trianera cambia de sede después de 83 añosUna opción que se han visto obligados a tomar los 265 socios que actualmente componen esta señera corporación, pues como señala Pérez, «hay muchas veces que las cuestiones de peso se tienen que poner por delante de cuestiones sentimentales y evidentemente dejamos detrás este marco incomparable». Algo que han asumido adaptándose a los nuevos tiempos, justo cuando se han cumplido 83 años desde su fundación, un 24 de julio de 1932. Desde entonces, este lugar ha acogido numerosos actos culturales, siendo testigo de los dos últimos que la Peña Trianera ha celebrado en este enclave: la presentación del número de verano de la Revista Triana y la recepción al paso de la Virgen del Carmen el pasado lunes 20 de julio.

«A partir del 31 de julio trasladaremos todos nuestros enseres, estamos rehabilitando el nuevo local, y esperamos recibiros a todos ahí», ha declarado el presidente. Se trata de un recinto más amplio que el actual, y que esperan convertir en punto de encuentro como sala de exposiciones en Triana. «Intentaremos sacarle el máximo rendimiento, se le dará un nuevo concepto a la Peña. Estimamos que para finales del mes de septiembre u octubre podamos inaugurar allí la sede», añade.

La Peña Trianera cambia de sede después de 83 añosAtrás quedará la riqueza que se concentra en el número 6 de la calle Callao con los impresionantes azulejos de la Casa Mensaque. «Fue un regalo de la Casa Mensaque al partido Unión Patriótica en los años 20, cuando fue su sede. Posteriormente el partido desaparece y se crea el Círculo Triana, una especie de lugar donde se reunían trianeros importantes. Y a raíz de eso surge lo que es la Peña Trianera y se funda el 24 de julio de 1932», aclara Pérez. Un apreciado tesoro cerámico del que se desconoce cuál será su futuro una vez se traslade la entidad, que ignora si este local será de nuevo alquilado. «Pero también es impresionante la riqueza que lleva como historia la Peña, yo creo que también forma parte de su patrimonio y eso vendrá siempre con nosotros», afirma.