Varias entidades radicadas en el barrio de Triana recibirán ayudas y subvenciones para proyectos socioculturales y actividades, entre ellas, los clubes deportivos que hacen uso de las instalaciones del Charco de la Pava. De esta forma, en la sesión plenaria de la Junta Municipal de distrito Triana de enero se ha puesto en marcha el proceso de subvenciones para las asociaciones del barrio de Triana. En concreto, en este año 2013 se destinarán 30.000 euros que, según explicaba el delegado del distrito Triana, Curro Pérez, «planteamos dividir y destinar 15.000 euros a subvenciones en especie y 15.000 euros a las dinerarias».

Por ello, y a propuesta del Grupo del Partido Popular, se aprobó en la sesión plenaria incluir «en el capítulo de subvenciones dinerarias una cantidad suficiente para el pago del importe de las cuotas por utilización de instalaciones al Instituto Municipal de Deportes en la temporada 2012-2013 de las entidades deportivas radicadas en las instalaciones de la Vega de Triana. Y con el compromiso de que en el período 2013-2014 asumirán con sus propios medios la totalidad de las cuotas de utilización de dichas instalaciones». Una propuesta que según afirmaba el delegado del distrito, se plantea de «carácter especial y de forma excepcional».

El mismo día en el que se celebraba la sesión plenaria de enero, el concejal del partido socialista Joaquín Díaz adelantaba por la mañana a los medios de comunicación que «el PSOE apoyará subvencionar a los clubes deportivos de Vega de Triana». Ya en la sesión plenaria, Díaz expuso de nuevo «suprimir los 340.000 euros que el Ayuntamiento destina a firmar convenios con el Real Betis y el Sevilla FC para dedicar ese dinero al deporte base, a las entidades deportivas que no puedan hacer frente a los gastos de mantenimiento». Curro Pérez respondía entonces que su propuesta era «demagogia. Ya he visto que ha hablado con los medios de esta propuesta antes de que pase, ya ha hablado con los periodistas y ahora aquí no ha pasado nada de lo que usted sueña».

Recientemente, los clubes deportivos de Triana, entre otros, se manifestaban a las puertas del Consistorio por la disolución de la junta rectora, el modelo de gestión del IMD y la «privatización de las instalaciones deportivas». Por su parte, el Ayuntamiento negaba la privatización y argumentaba que «desde el IMD (Instituto Municipal de Deportes) vamos a arreglar la situación de irregularidad y que absolutamente todas las entidades y clubes deportivos de la ciudad tengan exactamente las mismas condiciones de acceso a las instalaciones municipales. En definitiva, las mismas reglas para todos».