La Junta Municipal del Distrito Triana de julio, celebrada este miércoles en el Centro Cívico Las Columnas de la calle Pureza, ha aprobado con 11 votos a favor, 5 en contra y 1 abstención «que se estudie la posibilidad de eliminar la restricción de sólo para residentes en la calle Betis». De las diez propuestas sometidas ayer a votación, ésta fue la única que no recibió el apoyo de todos los representantes del pleno, ya que las nueve anteriores fueron aprobadas por unanimidad.

La moción partía del Grupo del Partido Popular, y contó con los votos en contra de los miembros del Partido Socialista. El delegado del Distrito Triana, Curro Pérez, y presidente de la Junta Municipal del Distrito, explicaba que «desde el año 2007 se colocaron unas placas que impiden el acceso y aparcamiento a quienes no sean residentes en la calle Betis. La normativa interna no está clara y los vecinos han presentado quejas en el Distrito. La Policía está multando basándose en estas placas a los coches allí estacionados sin posibilidad de comprobar sin son residentes». Y es que, según apuntaba Pérez, «existe esa laguna en este aspecto y se cometen barbaridades, no hay un sistema establecido para mostrar una acreditación, por lo que solicitamos un estudio para empezar desde cero, y establecer un mecanismo para demostrar que los residentes están bien aparcados, por ejemplo, una acreditación en la que no aparezcan datos personales de esa persona».

Sin embargo, el portavoz del PSOE expresó su disconformidad ya que «la propuesta no tiene mucha lógica que se haga, ya que en la Junta Municipal de abril se aprobó que se realizara un estudio para evaluar si se peatonaliza la calle Betis a petición de la Asociación de Empresarias de Sevilla». Por ello, Pérez aclaró que «no se puede esperar a que se termine ese estudio y seguir perjudicando a personas inocentes. Esto es un lío desconocido hasta ahora en la calle Betis, y es de carácter urgente ya que no está claro». Asimismo, la representante de la Asociación de Empresarias de Sevilla, Charo Navarro, explicó que «no voy en contra de lo que dije entonces, sólo que se use la calle de la forma más adecuada».