El alcalde de Sevilla, Juan Espadas, ha mantenido hoy una reunión con distintas entidades sociales para retomar e impulsar los preparativos del quinto centenario de la primera circunnavegación de la tierra, efeméride que se celebrará entre los años 2019 y 2022 y que pretende convertir a la ciudad en el centro de la conmemoración mundial de aquella expedición de Fernando Magallanes.

A partir de ese encuentro, se creará una comisión organizadora donde la sociedad civil, tanto de Sevilla como del resto de ciudades magallánicas que hay por el mundo (aquellas que comparten recorrido de aquel viaje que se convertiría en la primera vuelta a la tierra), será la protagonista principal, según ha expresado el regidor.

Eso sí, existe un compromiso institucional claro por parte del Ayuntamiento hispalense, que cursará invitaciones a la Junta de Andalucía y al Gobierno central para que se sumen a la efeméride. Que sea, ha señalado, un proyecto de Estado.

Juan Espadas ha considerado que la conmemoración, ideada en 2007 por entidades y colectivos sociales, quienes obtuvieron el respaldo unánime del Pleno del Consistorio en 2010 a un proyecto que se quedó guardado en el cajón durante el mandato anterior, supone una «gran oportunidad» para Sevilla, al recuperar protagonismo internacional.

Pero, en primer lugar, ha dicho, es una oportunidad económica, dada la capacidad de la efeméride para captar la atención mundial y, por tanto, ser un atractivo para proyectos empresariales.

No cabe esperar un evento de las características de la Exposición Universal de Sevilla de 1992, según ha matizado el alcalde. En efecto, no se trata de un proyecto edificado sobre planes de infraestructuras, sino de debates y reflexiones sobre el modelo de ciudad que se quiere, y donde la sociedad civil tome el protagonismo.

Un plan director será el que determine la hoja de ruta y los objetivos de esta efeméride internacional, donde se concretarán las acciones de todo tipo (sociales, culturales, económicas, de innovación, deportivas), poniendo en valor, asimismo, un elemento clave en aquel viaje de Magallanes: el río Guadalquivir.

En este sentido, Juan Espadas ha recordado que en este proyecto se irá de la mano de Sanlúcar de Barrameda, otra localidad clave en el itinerario de Magallanes y, por tanto de la red mundial de ciudades magallánicas, con cuyo alcalde, Víctor Mora, ya se reunió en agosto pasado para abordar la efeméride. Dos ciudades unidas por un acontecimiento histórico vinculado al río.