El portavoz socialista, Juan Espadas, ha planteado hoy en los Jardines del Guadalquivir la necesidad de imponer a partir del próximo mandato un cambio en la gestión medioambiental de «los activos verdes de la ciudad de los que el Gobierno de Zoido no se ha ocupado en cuatro años».

La situación de abandono y degradación de estos Jardines, que ha sido reiteradamente denunciada por el PSOE y los vecinos, al igual que ocurre con el Jardín Americano, «son buena muestra de la desidia con la que Zoido y su equipo han tratado los parques de la ciudad. A Zoido sólo le han interesado las zonas verdes cuando ha habido una foto que vender. En cuatro años de mandato no se ha escuchado al alcalde contar cuál es su política de Medio Ambiente».

Espadas -que ha estado acompañado por el secretario general de Juventudes Socialistas en Sevilla, Agustín Cañete, en respaldo a una campaña de defensa de espacios verdes urbanos degradados- recuerda como «única decisión» de Zoido en este asunto la adjudicación a UTEs y grandes empresas de un «macrocontrato de mantenimiento de parques de la ciudad por valor de 48 millones de euros, que ha supuesto el sinsentido de estar pagando grandes sumas por unos trabajados que nadie del Ayuntamiento se está encargando de comprobar si se ejecutan o no».

En casos como los Jardines del Guadalquivir el abandono absoluto se ha traducido en el destrozo y expolio de farolas, cableado y sistemas de riego por goteo ante la falta siquiera de vigilancia o de alguien que se ocupe de la apertura y cierre del parque.

Las fuentes secas y destrozadas, los caminos de albero impracticables, zonas de maleza incontrolada y especies muertas por falta de mantenimiento son para Espadas «la constatación de que este Gobierno no funciona. Nadie del Ayuntamiento se preocupa de comprobar dónde están los 93.000 euros municipales al año que deberían haberse invertido aquí. Zoido se ha enquistado en el engaño permanente. A cada denuncia del PSOE responde con un plan de actuación que jamás llega a ejecutarse», como ocurre con la moción socialista aprobada por unanimidad en marzo pasado y que instaba a plantear inversiones y reactivación de ambos jardines de la Expo.

Para el portavoz, el cambio en la gestión medioambiental que se impondrá a partir del siguiente mandato pasa por que «no se repitan macrocontratos como estos, sino que se priorice en adjudicaciones a pequeñas empresas que se traduzcan de verdad en la ejecución de lo contratado, en el control del Ayuntamiento y en una apuesta real por generar empleo».

Espadas ha avanzado además la necesidad de contar con un plan de puesta en valor de los activos verdes de que Sevilla dispone que incluya tratamiento especial a los jardines históricos, la creación de la red de grandes parques con programación adaptada y recuperación de los parques y jardines de proximidad que han sido «desatendidos» en estos cuatro años.

El delegado de Parques y Jardines, Maximiliano Vílchez, ha contestado al portavoz socialista, asegurando que «El Ayuntamiento lleva invertidos más de 3 millones de euros en mejoras de parques durante el mandato».