Se busca tendencia. Ya sea moda, gastronomía, arte, usabilidad de la ciudad o modelos de negocio. La cuestión es olisquear, desplegar las antenas y adelantarse a los gustos y consumos de la sociedad para sacarle el máximo jugo. Pero, ¿cómo saber lo que será «cool»? La solución a esta incógnita estará en la Trendstour, unas jornadas organizadas en Sevilla por la Asociación Española de Coolhunting en colaboración con Crótalo & Triángulo que pretenden formar a los interesados en la materia.

Primera lección. ¿Qué es el Coolhunting? El término anglosajón se traduce al español como «cazador de tendencias», una profesión que se refiere a hacer predicciones sobre cambios. «Se trata de aprender a mirar el entorno para captar innovaciones, entender por qué surge y si se puede considerar tendencia», explica la secretaria y tesorera de la Asociación Andaluza de Coolhunting y representante regional en la comunidad nacional, Paola Caballer. 

Segunda lección. ¿Para qué sirve «cazar una tendencia»? Los coolhunter cosechan una información que ayudan a tomar decisiones estratégicas que sirven para readaptar los modelos de negocio. «Es un cambio en el modelo tradicional, ya no reaccionas a lo que hace la competencia; te adelantas a ella observando lo que viene», detalla Caballer.

Caza tendencias

Para eso hay que tener una formación específica que se facilitará en el Trendstour, una cita nacional que se celebrará el 5 y 6 de junio en Sevilla. «El propósito es ofrecer a los asistentes una formación completa, donde aprenderán a utilizar estrategias y herramientas de coolhunting para detectar tendencias en su propia ciudad, cumpliendo así un doble objetivo: la adquisición de habilidades para descubrir innovaciones; y poner el valor establecimientos sevillanos que han demostrado su capacidad de anticipación a los cambios de su entorno», explican los organizadores.

Así, las jornadas están divididas en dos días entre los que se repartirán una sesión teórica y una práctica. En la primera se resolverán cuestiones como qué es y qué aplicaciones tiene el coolhunting, entender cómo nacen y cómo mueren las tendencias en una ciudad y aprender a usar las herramientas necesarias para poder identificarlas.

Por otro lado, la sesión práctica consiste en una ruta por varios puntos estratégicos de Sevilla, descubriendo referentes en diferentes géneros. Sin revelar la totalidad del itinerario, los participantes descubrirán «la calle San Luis y la zona del Pelícano, que aúna un ingente capital creativo, salvaje y que está por descubrir para el gran público», desvela el coorganizador, Pablo Rodríguez, de Crótalo & Triángulo.

También Triana. «un barrio por descubrir que atesora un modelo de vida en el que destacan los mercados como nexo social» o la zona del centro y el Arenal, donde «hay muchos referentes gastronómicos y galerías de arte que generan tendencia desde Sevilla y para toda España», añade Rodríguez.

«Sevilla asume muy bien las tendencias y está a la orden del día de otras ciudades punteras como Madrid o Barcelona», explica Rodríguez. «Siempre se asocia Sevilla con la tradición, pero en la ciudad se innova y genera tendencias, a su manera, que son distintas de lo que se hace en otras ciudades europeas, sobre todo, a nivel gastronómico o artístico», completa Caballer. «La galería Delimbo es de las mejores de Europa, tiene un modelo de negocio brillante y eso es tendencia», añade Pablo Rodríguez.

Quizás sea ese uno de los establecimientos que se visite en el Trendstour, una cita al que se puede inscribir vía email (secretaria@aacoolhunting.com) y que se propone descubrir la Sevilla de vanguardia. El precio, 65 euros ambas jornadas, con la formación, ruta y almuerzo incluido.

Fotografías: Lourdes Rodríguez, presidenta de la Asociación Andaluza de Coolhunting.