Bajo el epígrafe de «Proyecto Setas» se encuentra un ambicioso plan de autogestión e integración laboral que ya ha empezado a andar de la mano de la Asociación de Hermanamiento y de los antiguos empleados de la cooperativa Hytasal, centrado en la producción, cultivo y tratamiento de setas ecológicas en parte de las instalaciones que antaño se dedicaron a la actividad textil, en el barrio del Cerro del Águila.

La Asociación de Hermanamiento, tras redactar el estudio previo, presentó el «Proyecto Setas» a los extrabajadores de Hytasal, quienes apostaron por esta iniciativa desde el principio y se comprometieron con la misma invirtiendo 140.000 euros, aportando de sus bolsillos parte del capital recibido en concepto de indemnizaciones tras el cese de la fábrica de tejidos.

El plan tiene como objetivo crear una vía de empleo estable para hasta 50 sevillanos en paro que pertenecen a colectivos especialmente vulnerables, entre los que tendrán preferencia los antiguos empleados de Hytasal. No obstante, conforme se vaya aumentando y diversificando la actividad productiva se posibilitarán nuevos ingresos, donde se primará a aquellas personas con más dificultad para integrarse en el mercado laboral, como son los menores de 25 años y los mayores de 40.

El proyecto, que se divide en varias fases, cuenta con la colaboración de la Universidad de Sevilla, que otorga apoyo técnico, y con la del Ayuntamiento hispalense a través del área de Familia, Asuntos Sociales y Zonas de Especial Actuación.

A lo largo de este año 2013 la iniciativa se dedicará al cultivo de setas, con una previsión anual de producción que rondará los 250.000 kilos y con una plantilla cercana a los 30 empleados. Para la producción de estos hongos ecológicos se ha habilitado un espacio de 3.300 metros cuadrados divididos en distintos módulos, configurando un entorno totalmente estanco donde el agua se esteriliza o destila y el aire se limpia con filtros industriales con capacidad de retención de virus. De estos módulos, tres se usan como cámaras de incubación y 18 como cámaras de cultivo de setas.

Para el próximo ejercicio, el proyecto contempla también el cultivo ecológico de champiñones y la inclusión de 20 personas más.

La distribución de esta producción ecológica está ya comprometida, ya que se ha llegado a un acuerdo con la cadena comercial de hipermercados Alcampo, así como con un distribuidor de Mercasevilla.

Los primeros pasos

El «Proyecto Setas» arrancó el pasado lunes, 7 de octubre, cuando comenzaron las sesiones formativas que se prolongarán durante tres meses. Se trata de cursos de formación que se sitúan  dentro del convenio firmado entre la Asociación de Hermanamiento y el área de Familia, Asuntos Sociales y Zonas de Especial Actuación del Ayuntamiento de Sevilla para favorecer la inserción laboral.

Los participantes aprenderán todos los pasos necesarios para culminar con éxito el cultivo ecológico de los hongos, clases donde se analizarán e investigarán semillas y sustratos, además de aprender a supervisar los controles de humedad, así como la preparación de  las planchas y las cámaras de incubación del producto.

Se trata de «un primer paso más que necesario, ya que la producción ecológica supone un giro de 180 grados respecto a la actividad textil que muchos venían desempeñando, por lo que la formación es la primera semilla que hay que asentar en la tierra para luego poder recoger los frutos», declara el presidente de la Asociación de Hermanamiento, Juan Luis Pagés.