Todo el mundo sabe lo rápido que crecen los bebés y la cantidad de productos que necesitan para cada una de sus primeras fases de vida. El carrito, la trona, la cuna, son algunos de esos artículos que todos los padres acaban acumulando en casa, prácticamente nuevo y, en la mayoría de los casos, sin miras de volver a usarlos. ¿Y si se le ofrece la posibilidad de liberar espacio deshaciéndose de esos productos y, encima, recuperando parte de la inversión que en su día se hizo en ellos? esa es la filosofía del «Plan bB».

«Plab bB» nace entre la Carretera Carmona y la calle Arroyo para reducir la inversión en productos de bebé tanto para los que van a ser padres como para los que ya lo han sido y, sus hijos, han dejado de usar sus primeros carritos, cunas, tronas y demás artículos para los primeros meses de vida. Pensado por padres, Antonio Marvizón y Pilar Olivera, para padres, todos aquellos que quieran formar parte del «Plan bB»

Ser parte activa del «Plan bB» es muy sencillo y se puede hacer desde distintos puntos de vista. Una de ellas es la de los papás que almacenan en casa artículos infantiles en perfecto estado y no tienen intención de volver a darles uso. Para ellos, formar parte del «Plan bB» aporta dos grandes beneficios, el primero, deshacerse de lo que ya no usan y, el segundo, recuperar parte del dinero que un día gastaron en comprar esos productos para su rey o reina de la casa.

Por otra parte, también están los que están a punto de ser papás. No hace falta invertir grandes cantidades para tener todas las necesidades del próximo miembro de la familia cubiertas. Los que elijan sumarse al «Plan bB» tendrán todas las garantías propias de un producto a estrenar pero consiguiendo descuentos desde el 60% sobre los precios originales.

¿Cómo formar parte del «Plan bB»? – Vendiendo

«Aquellos interesados en vender un producto se ponen en contacto con nosotros vía telefónica o a través de nuestro mail (planbb@planbb.es), concertamos una cita para comprobar que está en perfecto estado y llegamos a un acuerdo y hacemos un contrato de depósito de 90 días. Cuando el producto se venda el 50% del beneficio es para el vendedor y el otro para nosotros, si en 90 días no se vende ofrecemos tres opciones: recuperar los artículos, negociar un precio más competitivo o le gestionamos su donación a una ONG» cuenta Antonio Marvizón, propietario y creador de Plan bB, que rige esta iniciativa con una idea muy clara «no quiero para los hijos de los demás lo que no querría para los míos, por eso somos muy exigentes con nuestro control de calidad».

¿Cómo formar parte del «Plan bB»? – Comprando

Los compradores solo tienen que visitar la tienda, situada en la calle Dinastía Músicos Palatín, elegir el producto que más se adapte a ellos y, encima, de haber conseguido un importante descuento de entre el 50% y el 70% «cuando ellos también dejen de usarlo también pueden ser futuros vendedores del Plan y si se ahorraron dinero en la compra, recuperarán parte de ese dinero, así los productos les habrán salido aun más baratos».

Ropa outlet

Y no todo en «Plan bB» son carros, tronas, cunas o sillas de viaje, también se vende ropa outlet de primera calidad. «La ropa que vendemos es de marcas muy consolidadas pero a precios muy bajos, lo que puede costar 40 aquí puede salir por 12». En este caso la ropa sí es a estrenar pero a un precio de segunda mano. Desde los primeros meses hasta los 8 y 9 años, se puede vestir al pequeño rey de la casa de pies a cabeza.

Regalos originales

Y como «también tenemos en cuenta la ajetreada vida social de los peques que ya van al cole, o sea los inevitables cumpleaños y otras celebraciones, disponemos de una amplia gama de juguetes educativos marca Djeco y de una variada colección de cuentos y libros infantiles» cuenta Antonio mostrando algunos de los libros que «se alejan de los clásicos de toda la vida, los tenemos en 3D, con marionetas y con diseños increíbles».

Este es el «Plan b» que dos padres, plenamente conscientes de las necesidades de los peques de la casa, han inventado para que a ningún «beBé» le falte de nada sin que esto implique una gran inversión.