A 16 días de que se abra el telón del Gran Teatro Falla para dar comienzo al Concurso de Argupaciones Carnavalescas 2014 toca hablar de carnaval con raíces sevillanas, un origen que cada vez da más nombres a estas fiestas. Uno de estos nombres es el de la chirigota de San Pablo, la de los coches, la de los muebles, recordada por los chirigoteros no sólo por sus letras sino por su tipo. Es detrás de ese elemento, que se ha convertido en seña de identidad de esta agrupación, donde se esconden «Las niñas de Bellas Artes», un par de sevillanas con una creatividad que ha traspasado fronteras de tal forma que este año han tenido que decir «hasta luego» al mundo carnavalero para viajar a Madrid a formar parte de «Artefacto escenografías» una de las empresas más importantes a nivel nacional que ha parido escenografías tan importantes como la de la película «El laberinto del fauno».

¿Se acuerdan de la chirigota de San Pablo? ¿De esos originales tipos que han sorprendido al Gran Teatro Falla en su fiesta más grande? Pues detrás de ellos están «Las niñas de Bellas Artes» o más bien estaban porque ahora Madrid ha demandado su creatividad y destinarán su ingenio a escenografías publicitarias y cinematográficas que servirán de proscenio a grandes nombres españoles como Guillermo del Toro o Isabel Coixet.

Todo comenzó hace ocho años en la cabalgata de Sevilla. Maika Ballesteros e Iluminada Simón ganaron el concurso «Ideas» que les permitió dar el salto a la dirección artística y producción del cortejo navideño, «hasta entonces trabajábamos en otras cosas por cuenta ajena, cuando ganamos el concurso comenzamos a dar pasos firmes en este sector y al año decidimos ser «Las niñas de Bellas Artes»». La fundación de su empresa no fue un adiós a las cabalgatas sino una apertura a proyectos que ni ellas mismas hubiesen imaginado.

«Las niñas de Bellas Artes»

«Por el boca a boca empezaron a acercarse agrupaciones carnavalescas a pedirnos tipos de carnaval, incluso el propio Morera vino hasta Sevilla, hasta las naves de la cabalgata de Sevilla para pedirnos presupuesto para unos disfraces» cuenta Maika. La madurez y la repercusión que les iba dando el «boca a boca» provocó un cambio en el nombre de la empresa, ahora eran «Niba» que no es más que «un acrónimo de Las niñas de Bellas Artes pero que le da más seriedad».

«Niba» pasaría a ser una de las pocas empresas hispalenses del sector de la arquitectura efímera y a formar parte de proyectos de repercusión en la capital y fuera de ella. Pero sería el carnaval una de sus grandes fuentes de clientela «no sólo trabajamos en él sino que además nos apasiona el carnaval así que nos da mucha pena despedirnos aunque solo sea de manera temporal» reconoce Iluminada.

Y es que Maika e Iluminada han tenido que hacer las maletas porque su trabajo se conoció en la capital y no quedaba otra opción que decir que sí «nos enteramos por un extrabajador de Niba que en Artefacto Escenografías buscaban escultores, llamamos para preguntar y la llamada nos la devolvieron para citarnos pero con las maletas» relata Maika. Un viaje que parecía de ida y vuelta porque se trataba de hacer la escenografía para un importante spot a nivel nacional, «conectamos tan bien con ellos que vamos a seguir en más proyectos y solo hemos vuelto a Sevilla para cerrar asuntos pendientes».

Una nueva etapa ¿definitiva?

«El cambio nos ha venido estupendamente, en el taller no nos daba tiempo a reinventarnos a reciclarnos, en Artefacto no solo trabajamos sino que nos enseñan mucho y eso nos va a permitir volver mucho más frescas» explica Iluminada. Y es que la vuelta parece ser una realidad sin fecha, «este mundo es muy voluble y aunque vamos con muchas ganas también nos vamos con una sensación agridulce, dejamos aquí un proyecto que es nuestra vida, lo que nos gusta pero, por otra parte necesitamos a Artefacto para hacer crecer a «Las niñas de Bellas Artes».

Ahora con sus maletas cargadas de ilusión, estas «Niñas» han cambiado las cabalgatas y el carnaval por anuncios, series y películas de renombre. Cadenas nacionales, series de prestigio y directores de talla se han servido del trabajo de Artefacto y se servirán, ahora, de lo que paran las manos de Maika e Iluminada.

Pero el cambio no es olvido más bien todo lo contrario, ahora más que nunca febrero lo sentirán en las venas, porque es el mes que no solo le ha dado trabajo sino que les ha hecho vivir grandes momentos y conocer a grandes personas y es por esto mismo por lo que se van con un concepto claro: «vamos a contaminar Madrid de carnaval».