La lotería ha llegado esta mañana en forma de globo aerostático para los niños de la Escuela de Navidad del Distrito Sur. A primera hora, cuando han llegado al aula, los monitores le han sorprendido con la noticia de que hoy montarían en globo y aprenderían todo lo relacionado con el mundo del aeromovilismo.

Es la primera vez que el Distrito Sur organiza esta actividad dentro del programa de la Escuela de Navidad y a juzgar por el interés mostrado por los más pequeños no será la última ocasión que preparen esta actividad.

¿Cómo se monta un globo? ¿Cuál es su historia? ¿Qué tiempo debe de hacer para subir en globo? A todas estas preguntas de los niños a respondido un experto. La ilusión y los nervios han estado presentes toda la mañana en la Glorieta de Covadonga donde se ha llevado a cabo la actividad.

Los alumnos de la Escuela de Navidad del Distrito Sur han seguido paso a paso las instrucciones del técnico y con él han colocado desde las cuerdas que van desde la cesta al globo hasta ayudar a hincharlo.

Los niños ayudando a montar el globo

Los niños ayudando a montar el globo

El momento culmen ha llegado cuando los alumnos han podido subir al globo y han divisado la ciudad desde el aire. Las risas y la emoción de los más pequeños han dado fuerza a este artefacto para subir a lo más alto del cielo sevillano.

Axel, uno de los niños afortunados, ha desvelado que era «la experiencia más impresionante de su vida». A su edad, 6 años, todavía le quedan muchas vivencias que pasar, pero sin duda nunca olvidará la Navidad en la que subió en globo en el Parque María Luisa.

Escuela de Navidad del Distrito Sur

Como cada año, el Distrito Sur ha organizado la Escuela de Navidad para que los niños disfruten de estas fiestas y sus padres puedan conciliar la vida laboral y familiar.

Hoy ha dado comienzo esta escuela que finalizará el próximo día 26 de diciembre. En el espacio ciudadano Los Alambres, más de 15 niños, se divertirán estos días con actividades de todo tipo: teatro, juegos, clases de inglés y ellos mismo cerrarán las jornadas con la exposición de un cuento que inventarán ellos mismo y que verán sus padres en la clausura de la Escuela de Navidad.